El paso de la leche materna a la de f贸rmula


La lactancia materna crea una simbiosis con el beb茅 durante semanas e incluso meses, por ello, dejar la lactancia materna puede llegar a parecer un proceso un poco tedioso. El paso a la lactancia mixta (lactancia materna y biber贸n) o al destete (biber贸n de leche de f贸rmula exclusivamente) debe prepararse con tiempo, ya que al beb茅 puede costarle adaptarse a la nueva textura, temperatura y olor de la tetina, que nada tiene que ver con el del pecho de la madre.

En esta nueva etapa, el beb茅 tiene que aprender a succionar desde la tetina, acostumbrarse a comer fuera de los brazos de la madre y a eructar. Por otro lado, la madre tambi茅n debe adaptarse al cambio y no solo en el sentido afectivo, sino en su producci贸n de leche para evitar congestiones y mastitis.

El destete debe producirse de manera progresiva para que no supongan malestar a la madre y al beb茅. Por ejemplo: durante varios d铆as, 3 o 4, sustituye la toma menos abundante por un biber贸n de leche materna; posteriormente, aumenta poco a poco la frecuencia, conservando la toma del pecho de la noche. M谩s adelante, conviene cambiar los biberones de leche materna por biberones de leche de f贸rmula (escogida seg煤n los consejos de un profesional) y alt茅rnalos con el pecho. Consiste en una lactancia mixta sin sobresaltos que acabar谩 por permitir dejar la lactancia materna de forma definitiva.

Durante todo el proceso pueden surgir imprevistos, como que el beb茅 se niegue a succionar por la tetina. Si esto sucede, es aconsejable probar varios modelos hasta encontrar el que se adapte a sus necesidades. Tambi茅n, durante los primeros d铆as de esta transici贸n, se puede valorar que sea otra persona quien le d茅 de comer, ya que es posible que el olor de la madre pueda perturbar al beb茅 a la hora de tomar el biber贸n. Otra posibilidad es retomar la lactancia materna exclusiva y volver a ofrecerle el biber贸n al cabo de algunos d铆as.

No existe un momento ideal ya que cada caso es diferente y depende de muchos factores, especialmente de las preferencias que tengan los progenitores del beb茅. Dejar de dar el pecho de forma parcial o total es una decisi贸n personal y, como tal, la madre debe encontrarse respetada y respaldada sea cual sea su opci贸n.