Cómo cuidar una quemadura solar


A d√≠a de hoy todos somos conscientes del peligro del sol y de la necesidad de usar protector solar. Aun as√≠, ocurre que a veces por despiste o descuido nos quemamos al sol. ¬ŅSabemos como debemos realmente cuidar una quemadura solar?

En primer lugar, debemos saber que una quemadura solar es una respuesta de la piel a una exposición exagerada  a la luz UV del sol. Los primeros síntomas son el tono rojizo de la zona afectada, así como el dolor que produce el roce de esta con cualquier prenda. También el calor en la zona y más adelante, cuando la piel empieza a perder su hidratación, la sensación de tirantez.

¬ŅQu√© debemos hacer?

  • Aplicar fr√≠o para bajar la temperatura de la piel. Esto puede hacerse con duchas de agua fr√≠a o templada o aplicando pa√Īos h√ļmedos.
  • Hidratar, evitando las cremas muy grasas que no permitir√≠an que la piel se enfr√≠e, lo m√°s recomendable son las cremas after sun o cualquier crema indicada para hidratar¬†la piel despu√©s de ponerla al sol. Tambi√©n son efectivos componentes como la vitamina E, la lavanda, el √°cido hialur√≥nico o el gel de aloe vera.
  • Si la quemadura es muy importante y est√° inflamada, se puede recurrir a medicamentos antiinflamatorios como el ibuprofeno.
  • Por √ļltimo, una quemadura solar produce una importante p√©rdida de l√≠quidos en el organismo por lo que es aconsejable compensar esa deshidrataci√≥n bebiendo agua o zumos.

En casos más graves, si hay signos de shock, agotamiento por el calor, deshidratación u otra reacción severa se deberá buscar asistencia médica de emergencia.

Para terminar, insistimos en la necesidad de prevenir este tipo de quemaduras, ya sabes, evita la exposición al sol durante las hora de mayor intensidad de los rayos solares y aplica protector con un factor solar (FPS) de al menos 30.